La ciencia y tecnología que derrotará a la pandemia

La ciencia y tecnología que derrotará a la pandemia

6 de abril de 2020

Colombia y el resto de América Latina tienen que afrontar esta crisis dependiendo del conocimiento y tecnologías de otras naciones, muchas de ellas que no aplica porque no las conoce.

A pesar de la gravedad de la situación actual con la pandemia, la humanidad tiene muchas ventajas en términos de conocimientos médicos con relación a otras, como la peste bubónica -por ejemplo. La ciencia ha avanzado notablemente y hoy una porción grande de las personas saben que el covid-19 no es un castigo divino que se eliminará con conjuros y sacrificios.

Una vacuna efectiva del rebrote del ébola en República Democrática del Congo en 2014 (la rVSV-ZEBOV), fue probada exitosamente en humanos 12 meses después. El 2 de abril pasado se cumplieron 42 días (el doble de tiempo de incubación) desde que la última persona con ébola fue dada de alta. Frente al covid-19, la Alianza Mundial para Vacunas e Inmunización (GAVI por sus siglas en inglés), ha establecido que la empresa estadounidense Moderna, fundada por el Instituto Nacional de Salud, comenzó pruebas de su vacuna en humanos dos meses después del primer caso en Wuhan, China. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, ya existen dos vacunas en etapa de evaluación clínica y 42 más son candidatas a entrar.

Mientras tanto, China, Singapur, Corea del Sur, Taiwan y Hong Kong, han establecido amplios, estrictos y efectivos mecanismos de mitigación y supresión, haciendo uso de tecnología avanzada de pruebas, identificación, rastreo, aislamiento y seguimiento a su población, que les ha permitido superar en buena medida la emergencia sanitaria. El experto en estudios culturales Byung-Chul Han, describió en el diario El País las severas medidas implementadas, haciendo uso del ‘Big Data’: 200 millones de cámaras en China miden la temperatura de las personas cuando salen de una estación de transporte, que a su vez identifica a todos quienes estaban al lado de algún sospechoso, quienes reciben notificaciones en sus móviles. Se crean perfiles de movilización con macrodatos que identifican a posibles contagiados, que inmediatamente reciben atención del Estado.

El gran reto de Colombia y el resto de países de América Latina es afrontar esta emergencia dependiendo del conocimiento y tecnologías de otras naciones, muchas de ellas que no aplica porque no las conoce. El aislamiento social es necesario, pero debe complementarse con la velocidad y cantidad de pruebas y la identificación de contagiados y curados por medio de dispositivos móviles con códigos QR, que permitan a los inmunizados volver a sus actividades económicas y sociales.

Prácticamente todos los expertos a nivel mundial, entre ellos el nobel de Economía Michael Spence, coinciden en que el aislamiento es esencial, pero van más allá en la preocupación por aprovechar el tiempo para fortalecer lo más rápido posibles los sistemas de salud, y además actuar para “reiniciar la economía y acelerar la recuperación”, como plantea el nobel.

Una vez más la ciencia y su aplicación en la tecnología está demostrando que las sociedades que más invierten en ellas son las que tienen más capacidad de afrontar situaciones de crisis como la actual. Las que no, como lo plantea el antropólogo Marvin Harris, “sufrirán inevitablemente el destino…Tal vez sobrevivan, pero solo precariamente y bajo la tolerancia de vecinos enormemente más poderosos”. La actual es una oportunidad para repensar cuál es el destino que quiere Colombia y qué se debe hacer en el mediano y largo plazo para transformarla.

Twitter: @mariovalencia01

Las 2 Orillas

About The Author

Related posts