(Portafolio) Países Bajos y EE. UU. están en la mira de Colombia para eliminar la doble tributación

(Portafolio) Países Bajos y EE. UU. están en la mira de Colombia para eliminar la doble tributación

Hoy día el país tiene 10 convenios vigentes y espera que entren en vigor en los meses próximos otros con Francia, Reino Unido, Emiratos Árabes Unidos, Italia y Japón.

Con la meta de seguir firmando acuerdos de eliminación de doble tributación, el Gobierno pretende durante este año continuar y/o iniciar negociaciones con tres países más, cuyo nombre no puede aún ser mencionado por cuestiones de confidencialidad, dijo la Dian. Sin embargo, este diario pudo conocer que entre estos se encuentran Países Bajos y Estados Unidos.

Por otro lado, la Dian explicó que “a la fecha se han suscrito cuatro nuevos ADT (acuerdos internacionales para evitar la doble tributación y prevenir la evasión fiscal) con Francia, Reino Unido, Emiratos Árabes Unidos e Italia, además de la Convención Multilateral para Aplicar las Medidas Relacionadas con los Convenios Tributarios para Prevenir la Erosión de las Bases Tributarias y el Traslado de Beneficios (mediante la cual se actualiza la mayoría de los ADT que Colombia tiene vigentes)”.

En la actualidad, se está surtiendo el proceso interno de ratificación y entrada en vigor de los mencionados tratados, consistente en su aprobación por el Congreso; el control de constitucionalidad por parte de la Corte Constitucional, y el intercambio de notas entre las naciones, en el caso de los ADT, o el depósito del instrumento de ratificación en el caso de la Convención. Por último, se terminó de negociar la parte sustancial del ADT con Japón, el cual Colombia espera suscribir en los próximos meses.

Santiago Rojas, director de la Dian, manifestó que “para Colombia es muy importante brindar seguridad jurídica a los inversionistas extranjeros, para que creen empleo en el país. Por eso, dar reglas claras a los empresarios para que no terminen pagando doble impuesto, tanto en Colombia como en el lugar de origen de la inversión, es fundamental. Lo que busca un acuerdo de doble tributación precisamente es eso, dividirse los impuestos que deben pagar los empresarios por una misma actividad económica entre los países que suscriben el acuerdo”.

Sobre los procesos de negociación, se sabe que el Gobierno realiza un análisis de los países con los que sería conveniente tener un ADT, para lo cual analiza los flujos comerciales y de capital, así como los movimientos de rentas y las condiciones de mercado de ambas partes. De igual manera, se observa si los inversionistas de los países analizados podrían ser atractivos para el crecimiento de la economía colombiana y viceversa.

Vale recordar que en este momento Colombia tiene vigentes 10 convenios para evitar la doble imposición, con Canadá, Chile, España, México, India, República Checa, Portugal, Corea del Sur, Suiza y la Comunidad Andina de Naciones (Bolivia, Ecuador y Perú).

Además, el país elimina la doble tributación de manera unilateral, es decir sin necesidad de que medie un tratado para evitar la doble tributación a través del descuento tributario.

Dicho mecanismo consiste en permitirles a los residentes en Colombia restar de su impuesto sobre la renta el impuesto de renta que hayan pagado en otros países.

En términos generales, la doble tributación internacional se presenta cuando dos o más Estados le cobran impuestos similares a un mismo sujeto (contribuyente) respecto de un mismo hecho.

Así las cosas, el caso más común de doble tributación internacional se da cuando una persona que desarrolla una actividad económica en otro Estado, distinto a aquel en el cual reside, está sometida a impuestos por ese concepto tanto donde ejerce como donde reside.

Igualmente, desde comienzos del siglo pasado, los Estados con mayor flujo de transacciones transfronterizas y sus residentes empezaron a reconocer que la existencia de la doble tributación internacional podía generar un obstáculo para los flujos de rentas y para los movimientos de capital, bienes, servicios y personas de un Estado a otro.

En efecto, la doble carga fiscal, sumada a la incertidumbre generada por la frecuente modificación de la legislación tributaria en cada Estado, no solo puede desestimular la inversión extranjera y distorsionar el comercio internacional, sino que en ocasiones llega a afectar la decisión de inversionistas, exportadores e importadores de reinvertir y continuar canalizando sus bienes y servicios hacia un mercado particular.

Es por esto que los ADT promueven la cooperación internacional a través de mecanismos como el intercambio de información tributaria entre administraciones fiscales, cuyo objeto es combatir la evasión y la elusión en el plano fiscal.

Precisamente, los beneficiados por los ADT son los inversionistas y los Estados, esto ya que estos primeros mencionados ven aliviada la doble tributación internacional de acuerdo con normas estables y conocidas para ellos, lo que les brinda una mayor seguridad jurídica.

Tomado de: Portafolio

About The Author

Related posts